El Muro

“El futuro de nuestra industria está en sus manos” Pablo Hernández Böhmer

Por: Pablo Hernández Böhmer
Presidente de la Junta Directiva de Acecolombia
*Discurso proclamado en el marco de la Asamblea General Ordinaria de Asociados.

Extiendo un saludo a los centros comerciales asociados y a mis compañeros de Junta Directiva que durante el año 2020 tuvimos una dinámica muy exigente de reuniones, para resolver permanentemente informaciones, decretos y restricciones que nos agobiaban, para lo cual fue necesario llevar a cabo 41 reuniones de Junta Directiva, lo que realmente se traduce en más encuentros que los que se desarrollan en cuatro años tradicionales.

Cuando tuve el privilegio de pertenecer a la Marina, en la Escuela Naval, cada día era un gran reto pues estaba lleno de exigencias de lo que, suponíamos, eran el límite de nuestras capacidades. Créanme que esos momentos de desfallecimiento, cansancio, e incluso de llanto, lograron hacerme entender que el dolor y la perseverancia son los que forjan a cada una de las personas que se preparan para salir cada día a trabajar, a imaginar y a soñar cómo debe ser nuestro lugar de trabajo… nuestro centro comercial.

Hoy en día valoro mucho el esfuerzo de todas aquellas personas que hacen posible la magia de un centro comercial. A los vigilantes, aseadores, vendedores, cajeros, departamentos de mercadeo, equipos de mantenimiento, los miembros de los consejos, y, obviamente, a todos ustedes los gerentes, los  capitanes, que han sacado desde lo más profundo esa fortaleza, esa creatividad y esas habilidades, no solo para mantener sus barcos a flote, si no para decidir un nuevo rumbo. Mi admiración profunda a los gerentes de los centros comerciales.

Todos teníamos trazada una ruta, pero el viento nos cambió, y es allí donde esa dedicación ha venido dando frutos. Hemos logrado seguir avanzando por la capacitación robusta que teníamos abordo, por todos los equipos de trabajo que, sin contemplaciones, nos han acompañado durante el tiempo que hemos estado timoneando nuestros centros comerciales, independientemente de su tamaño, de su GLA o de la zona de impacto. Esta época nos ha demostrado que no podemos trabajar solos, que somos un equipo; en nuestra asociación hemos ratificado que los centros comerciales somos seguros, bioseguros, cómodos y obedientes de todas las normas como se lo hemos hecho saber directamente al Presidente de la Republica, a las gobernaciones, a las alcaldías, a los ministerios que nos asisten y a todas las autoridades regionales que nos regentan en cada zona a lo largo y ancho del país.

En esos interminables días me retumbaba la frase “el entrenamiento debe ser tan duro que la guerra sea un descanso”,  pues es aquí donde los capitanes de los  centros comerciales y su equipo han mostrado su fortaleza, es en estos momentos donde el entrenamiento de periodos anteriores los han llevado a poder enfrentar situaciones inimaginables. De los retos siempre sacamos cualidades que ni siquiera cada uno de nosotros sabíamos que teníamos.  

¡Ánimo! son unos bendecidos de estar en la industria de los centros comerciales, estas mareas altas también pasarán y ya hoy vemos la luz del faro. No es momento de relajarse, pero sí es el momento de seguir agradeciendo cada uno al Dios que le rige por todos los momentos vividos y saber que aquellas noches de impotencia, zozobra, insomnio y desolación son las que han logrado que salgamos adelante. El futuro de nuestra industria está en sus manos, cada uno tiene todo para lograr generar impacto, para que cuando lleguen los días, que van a llegar, de mirar atrás esta época, agradeceremos el haber tenido tanta grandeza y fortaleza en estos tiempos.

Solo me resta agradecer a los 183 centros comerciales afiliados que siguen fortaleciendo este gran gremio que ha demostrado ser líderes en estos momentos, agradecer a mis compañeros de Junta Directiva por su compromiso y lealtad, y al equipo de Acecolombia en cabeza de su Director por tantos trasnochos, por su apoyo, esfuerzo y dedicación.

Los centros comerciales somos el lugar más seguro para ir, visitar, comprar y disfrutar. ¡Allí nos vemos!

Deja un comentario